Autismo: Tratamiento con microbiota intestinal genera esperanzas

El intestino humano está lleno de millones de tipos diferentes de bacterias, algunas buenas y otras malas. Y, sin embargo, apenas nos damos cuenta de ellas mientras vivimos nuestra vida. Pero si desaparecieran, las consecuencias podrían ser catastróficas para la salud humana.

  • ¿Cómo afectan estas bacterias a nuestra salud?
  • ¿Y qué podemos hacer para cambiar esto?

El microbioma es el conjunto de todas las bacterias del cuerpo, y está cambiando constantemente. Se calcula que un adulto medio tiene unos 100 billones de bacterias en su intestino. Están ahí, en su mayoría en estado latente, y viven en armonía con nosotros. El intestino más sano contiene muchas más bacterias buenas que malas, mientras que el peor intestino contiene tantas bacterias malas como buenas.

Video de la conferencia de la Dra. Rose Krajmalnik-Brown

¿Qué es el trastorno de espectro autista (TEA)?

El autismo es un trastorno del neurodesarrollo que afecta al desarrollo del cerebro y provoca dificultades en la comunicación, la interacción social y los comportamientos repetitivos. Aunque el autismo se considera actualmente un trastorno de espectro que incluye una amplia variedad de síntomas, en general se caracteriza por tres rasgos fundamentales: deterioro de la reciprocidad social, deterioro de la comunicación y comportamientos repetitivos.

Los síntomas pueden variar mucho, pero suelen incluir retrasos en el desarrollo del habla, respuestas inusuales a la información sensorial y movimientos estereotipados. Es una enfermedad que dura toda la vida.
Microscopio de investigación autismo

Se calcula que un tercio de los niños con autismo se encuentran en el espectro. Los síntomas del autismo pueden aparecer a cualquier edad, pero son más evidentes cuando los niños son pequeños y en edad preescolar. Pueden ser diagnosticados a partir de los 18 meses y pueden seguir experimentando cambios a lo largo de su vida. Los niños con autismo suelen tener dificultades para comunicarse con los demás y no son capaces de imitar las expresiones faciales.

Incidencia actual del autismo en la población infantil

La incidencia del autismo ha aumentado en las últimas décadas. En el año 2000, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) estimaron que 1 de cada 110 niños estaba afectado. Ahora se cree que la cifra se acerca más a 1 de cada 88, y hasta 1 de cada 54.

Aunque todavía no se sabe qué causa el autismo, las investigaciones lo han relacionado con ciertas condiciones genéticas. Los investigadores también han observado una relación entre el autismo y la presencia de ciertas infecciones en la madre durante el embarazo.

En los últimos años se han introducido nuevos medicamentos, llamados "neurolépticos", para tratar los trastornos autistas. Estos fármacos se utilizan ahora para controlar síntomas como la agresividad, la ansiedad, la hiperactividad y las autolesiones en algunos niños con autismo.

Sin embargo, la investigación sobre estos medicamentos ha descubierto que sólo son eficaces para algunos niños con autismo, y que no todos los niños responden a ellos.

Tratamiento experimental en base a sustitución de la microbiota intestinal

Existen varios vínculos entre la composición de la microbiota intestinal y el trastorno del espectro autista (TEA), según estudios recientes en ratones y humanos.

Junto con su equipo de científicos, transfirió microbios intestinales sanos a los intestinos de pacientes con autismo durante un periodo de 7 a 8 semanas como medio para tratar los síntomas del trastorno.

Conocida como terapia de transferencia microbiana (MTT), la técnica pretende abordar los problemas gastrointestinales comúnmente asociados al TEA, así como ofrecer alivio a algunas de las manifestaciones conductuales del trastorno.

Estudios recientes en ratones y humanos han revelado vínculos intrigantes entre la composición de la microbiota intestinal y el trastorno del espectro autista (TEA), una condición que se cree que afecta a uno de cada 54 niños, según los Centros de Control de Enfermedades (CDC, EE.UU.).

Características de la investigación preliminar

El autismo es un trastorno cerebral cuyas raíces aún se desconocen. El autismo es un trastorno que afecta a la interacción social, la comunicación y los comportamientos repetitivos. Estudios anteriores han demostrado que la microbiota intestinal está implicada en este trastorno.

De hecho, hay pruebas de una composición anormal de las bacterias intestinales en los niños autistas. El tratamiento incluye: Antibióticos, limpieza intestinal, supresión de la acidez estomacal y trasplante prolongado de microbios intestinales de individuos sanos.

El tratamiento realizado incluyó:

  • Un régimen de antibióticos de 2 semanas
  • Limpieza intestinal
  • Supresores del ácido del estómago
  • Trasplante prolongado de microbios intestinales de individuos sanos

Resultados preliminares de la investigación

Tras el tratamiento de los 18 participantes originales, su comportamiento y sus bacterias intestinales mejoraron aún más con el tiempo. La mayoría de las mejoras gastrointestinales tras el tratamiento se mantuvieron, y el comportamiento de los participantes que completaron el estudio (n=12.) fue significativamente mejor que al inicio.

Dra. Rosa Krajmalnik-Brown

Se produjeron cambios significativos en la composición de sus bacterias intestinales, y los taxones bacterianos más comunes en el grupo tratado presentaron una mayor abundancia y diversidad. Los resultados sugieren que el método es seguro a largo plazo y ofrecen una vía prometedora para seguir investigando en el diagnóstico y el tratamiento del autismo, para el que todavía no existe ningún tratamiento médico establecido.

"Esto es emocionante y prometedor”, dijo Krajmalnik-Brown a comienzos del 2021 cuando presentó sus resultados en una conferencia para la Asociación Americana para el Avance de la Ciencia (AAAC).

Referencias

Sobre el autor:

Tengo diversos grados en filosofía por la Universidad del Norte Santo Tomás de Aquino. Entre ellos, Bachiller Universitario en Filosofía, Profesor de Filosofía y Licenciado en Filosofía. También tengo un postgrado en Liderazgo y Coaching Organizacional, así como otro postgrado en Pensamiento y Clínica Sistémica realizado en Alternativa Sistémica. Poseo diversos libros publicados, entre ellos "De víctima a protagonista", "El hombre ante el olvido de Dios", "Educación para la fragilidad" y "Educación para la pobreza y el sinsentido existencial".

Prof. Lic. Hugo Landolfi

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}